El humor es un patrimonio exclusivo de los seres humanos. Es consustancial al hombre y tal vez tan antiguo como él. Lo ha ayudado a sobrevivir a través de los tiempos y es tan importante como cualquier otro bien necesario, con la diferencia que además transmite un mensaje: concepciones, puntos de vista, estados de ánimo, etc.

“….A veces podría pensarse que el humor es solo algo que nos hace reír. Pero en realidad nos haga reír o nos ponga triste, nos alegre o nos preocupe, lo cierto es que subyaciendo en cualquiera de esos estados, está una visión del hombre frente a los fenómenos, porque el hombre que hace una determinada caricatura sobre una situación personal o social, refleja el ángulo o prisma con el que él lo ve…”.

Una buena caricatura tiene muchas veces más poder que miles de palabras. Como alguien dijo : “ Es el arte de la suprema síntesis..”

Este blogger reflejará un punto de vista o para ser más exactos, una opinión gráfica sobre diferentes aspectos que podrán coincidir o no con los del lector, pero estamos abiertos al intercambio…

Solidaridad con los 5 héroes

VISITAS

Seguidores

Claves Magazine

Claves Magazine
Tu Revista online

La Caricatura de la Semana

La Caricatura de la Semana
CRIMINAL INTERNACIONAL

LA OPINIÓN GRÁFICA

LA OPINIÓN GRÁFICA
¡Basta de asesinatos!

martes, 31 de enero de 2012


 Para los que pensaron que en Cuba se iba a desmontar nuestro sistema político, ya debe haberle
quedado claro que la aplicación de los LINEAMIENTOS DE LA POLÍTICA ECONÓMICA Y SOCIAL DEL PARTIDO Y LA REVOLUCIÓN son única y exclusivamente para corregir nuestros errores y garantizar más democracia verdadera y más SOCIALISMO para nuestra patria. Aparejado a eso, desplegar una permanente batalla contra la corrupción, como más abajo
se esclarece en las palabras de Raúl en las conclusiones de la Conferencia del Partido recién finalizada y que reproduzco a continuación junto a una adicional reseña gráfica de apoyo al texto.
 Les deseo que disfrutes ambos:


La Revolución de los humildes, por los humildes y para los humildes, que tanta sangre costó a nuestro valeroso pueblo, dejaría de existir sin efectuarse un solo disparo por el enemigo, si su dirección llegara algún día a caer en manos de individuos corruptos y cobardes.
Estos conceptos, que no son nada nuevos, bien vale la pena tenerlos siempre presentes por el daño real y potencial que para el presente y futuro de la nación significa el fenómeno de la corrupción.
En las últimas semanas los diputados de la Asamblea Nacional y numerosos cuadros y funcionarios de todo el país, han recibido copiosa información acerca de algunos procesos investigativos, que en esta materia desarrollan los órganos especializados del Ministerio del Interior, en estrecha armonía con la Fiscalía y la Contraloría General de la República.  A su debido tiempo, luego del pronunciamiento de los tribunales correspondientes, toda nuestra población conocerá con amplitud estos hechos.
No hace mucho, al intervenir en la clausura de las sesiones del Parlamento el pasado mes de diciembre, me referí a la convicción de que la corrupción es, en la etapa actual, uno de los principales enemigos de la Revolución, mucho más perjudicial que el multimillonario programa subversivo e injerencista del gobierno de Estados Unidos y sus aliados dentro y fuera del país.  También dije que en lo adelante no permitiríamos que las acciones de enfrentamiento al delito fueran efímeras, como ciertamente nos ha sucedido en otras ocasiones.
Afortunadamente, sin el menor ánimo de restarle gravedad a este mal bastante generalizado en el planeta, considero que nuestro país puede ganarle la batalla a la corrupción, primero frenarla y luego liquidarla sin contemplaciones de ningún tipo. Ya advertimos que en el marco de la ley seremos implacables con el fenómeno de la corrupción.